domingo, 31 de mayo de 2009

Del Dublín al Berlín


Dr. Strangelove
: Como es habitual, Lobo de bar (o lo que queda de él) no quiere hacer declaraciones acerca de sus andanzas de fin de semana, afortunadamente, con un aparato de mi invención, un desarrollo adicional de un cacharro que utilizo para grabar psicofonías, he conseguido registrar su monólogo interior. Lo transcribo:

Monólogo interior (stream of conciousness) de Lobo de bar: ... joder, que resaca, o quizá esto no sea resaca sino que en realidad aún sigo borracho. No puedo seguir así, en las últimas dos semanas creo que he estado más tiempo guaza que sobrio... tampoco me ponen fácil el llevar otra vida, el cabrón del Sr. Mateo me destrozó el viernes... ¿qué es eso de bebernos 6 botellas de sidra entre tres personas en dos horas? Que acidez, por dios, y que toña... además en esa taberna sospechosa... dí que para ir luego al Dublín, qué cambio, si me hubiese quedado quizá mi destino hubiese sido otro, pero no, me tuve que ir al Berlín, cuántos tiempos sin ir, joder, no ha cambiado nada, y como tenía poco con la sidra, ahí, añadiendo whisky y calimocho al estómago, bonita mezcla... aunque creo que no, que si me hubiese quedado en el Dublín mi destino no hubiera sido muy diferente, no debo buscar excusas, soy un Lobo de bar y eso hay que asumirlo y llevarlo con la máxima dignidad posible. Y luego al Z, joder, tercer día en menos de una semana, tendrían que hacerme un bono, y poner copas decentes, coño, ¡qué malas están! Menos mal que luego llegó ***** (Dr. Strangelove: lamentamos suprimir esta parte, es por preservar la intimidad de Lobo de bar) ... y luego ... (Dr. S:lo mismo) ... y ... (Dr. S: ídem) ... y el sábado me levanté a las cinco de la tarde, ya me vale, yo que quería haber ido a la piscina, así no hay manera. Y claro, no me levanté como una persona decente y temerosa de Dios, sino completamente borracho, no era para menos con la caña que me estoy metiendo últimamente... puff, me pica el pie, espero no tener sarna... al menos me levanté de fantástico humor, sí, me sentía bien, era sábado no como hoy que es otra vez puto domingo... ¿qué comí?, no me acuerdo, ah sí, secreto de cerdo a la coca cola, todo un clásico para las resacas, a las 6 de la tarde, bonita hora para comer... joder, ya ha llegado el verano, tengo la casa llena de moscas, ¿para qué están las lagartijas y arañas de la terraza?, creo que las tendré que despedir... y me dí un paseico por Mañoland como tantos sábados, y compré libros, y una navaja con sacacorchos para el viaje, y tenía algo en la mirada porque en poco rato se pusieron a hablar conmigo dos locos, que tipos, me tendría que haber tomado una copa con ellos, el del puente y el timbalista con la cara pintada de blanco, qué bien me encontraba ayer, ¿qué ha quedado de eso? en fin, quiero pensar que no es porque no haya reenganchado hoy sino simplemente porque es domingo y se nota en el ambiente... también, si aprovecho el sentirme de puta madre para pedirme el primer cubata a las nueve y media de la tarde-noche como el sábado... ¿a dónde voy con esa filosofía?, ¿cómo pensaba acabar?, pues mal, claro está, pero qué bien se estaba en la terracita... qué noche más buena hacía, y luego mano a mano con el Licenciado, jeje, a rajar de política, a ver si me pongo en serio a conjurar en el blog y escribo unas cuantas arengas y diatribas antipolíticas... creo que las camareras del Sol nos están cogiendo cariño, no me extraña, somos los clientes más majos que tienen... joder, el viernes regalé mis gafas de marujita... con el cariño que las tenía, eso sí que es ser un hombre desprendido... ¿fue un error ir a la zona?, yo temía que sí, pero contra todo pronóstico, en el primer bar las copas eran buenas (o eso creo, cuando pasé de la duodécima supongo que mi criterio no sería el más científico), y pusieron Las Vulpess y Jefferson Airplane, y The Doors, increíble, en la zona, y encima la chica más guapa del bar era también la más borracha, esas cosas no se ven todos los días, a ver si luego lo escribo porque seguro que dentro de un tiempo no me lo creeré... lástima que la amiga pájaro se rajara tan pronto, ahí comenzaron los errores de verdad, mierda, pagar doce pavos para entrar a un garito en el que había cinco personas, puto boulevard de los cojones, que gilipollas fuimos, y luego a patear para cambiar de bar, intentado colarme con el sello del anterior, jajaja, ¿a dónde iba?, las últimas tres horas de noche sobraron completamente, hoy sería otra persona sin esas tres horas terminales, o quizá no, ¿quién sabe?, creo que he hecho bien no reenganchando hoy, en parte apetecía, pero algún día hay que parar, ¿oh no?, ¿San Bukowski, dónde estás?, en serio, he hecho bien, mañana lo agradeceré, además luego viene *****, esta semana espero no emborracharme casi todos los días como la pasada, ha sido una temporada, y ya pasó, hasta la siguiente, me centraré en otras conjuras goliardianas, creo que la alcohólica por el momento ya ha sido suficiente, y no he conseguido cambiar mucho el mundo, y mi hígado empieza a protestar, no puedo seguir siendo un atún, hay más cosas en la vida...

Dr. Strangelove (aprieta el stop): Dejémoslo aquí, está comenzando a divagar.

Lobo de bar: Doctor, ¿qué haces con ese aparato?

Dr. Strangelove: Nada, nada, tú descansa, atún...

4 comentarios:

Coco dijo...

Pos si que eres un poco atún. Vaya ritmo llevas últimamente, vamos a tener que hacerte una iglesia o, que coño, una catedral donde en vez de vino y pan rancio den whysky y torreznos. Eso si que es comunión. Por lo demás no intentaré comentar las divagaciones que son demasiado incoherentes para ello. Sin embargo apoyo tu idea de aumentar la conjura y empezar a antipolitiquear en este momento de absurdas elecciones y putas furgonetas con megáfonos.

Ahí dejo la cosa

Coco Huertas+Jim Beam

DAVAT dijo...

si no es el tuyo propio, por supuesto! y con fundamento!

pd. pues si, se puede ir borracho y estar de resaca al mismo tiempo, asi la resaca no es tan resaca

Elena dijo...

aturun tun tun!!!!
Ay, el destino, nunca sabrás si te hubieses quedado en el Dublín hubiera sido diferente o no. Ni si gracias al vino,al carajillo y al gin tonic e incluso a la elección de tales antros (o antrox, dado el nivel de intoxicación que generan)

Lobo de bar dijo...

Coco, genial lo de hacer una catedral sanbukowskiana con torreznos y whisky, por supuesto, se harán fiestas y se podrá fumar, además de otras cosas... Voy a ver si llamo a la Conferencia Episcopal para que nos den permiso, juas juas

Davat, rico aunque sea el tuyo propio, pero si es el de uno mismo hay que saborearlo...

Elena, el destino... cuán caprichoso y complicado es... Nunca sabremos qué hubiera ocurrido si me hubiera quedado en el Dublín, habrá que vivir con ello :p